Punto de acomodo

Las crestas salían como lenguas batracias del cuerpo rojizo del sol. Éste parecía un coagulo en descomposición :un sol viejo.
Miles de campanas sonaron al unísono en todo cuerpo místico. La señal para que la tierra inexorablemente desapareciera.
Lo previeron los sabios de la antigüedad y el mecanismo  se accionó desde oscuras cavernas del universo. Poco antes que la luna implosionara, la esfera verde fue retirada de su sitio y puesto en otra orbita —punto de acomodo—, le llamaron.
El año era más largo, pero el mar podía mirarse desde la montaña.
Los antiguos previeron todo; sólo que el hombre tenía miles de años de haberse extinguido.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s