LA HORMIGA PERRO

La sangre que las hormigas se llevaron del laboratorio de toxicología pertenecía a un diabético que suicidó con un pesticida. Ellas murieron en su hormiguero con un sabor de manzanas fermentadas. Sólo una salvó, que todo olisqueaba y que habían encarcelado por tener una conducta extraviada. Los “gemidos” que fueron de advertencia a las demás, ahora se convirtieron en aullidos de dolor. Así nace la hormiga perro.

Anuncios

2 pensamientos en “LA HORMIGA PERRO”

  1. Un texto muy divertido.En casa tengo un bestuario y he creado animales de todo tipo pero nunca una hormiga perro!
    Un saludo,
    PS: ahora se me ocurre, igual la hormiga perro es una variedad de hormiga y existe realmente!

    Me gusta

  2. Dicen que la realidad supera a la imaginación, a lo mejor sí, y hasta se me ocurre que si sale en días de luna y aulla, podría ser la hormiga lobo, de hecho lo pense como la leyenda de la hormiga lobo. Grácías Ann por comentarme un abrazo grande Rub

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s