¡AGUANTA HIJO!

Una semana antes había caído un rayo: aislado, seco, ausente de agua, que partió en dos al cedro. A puro … Más

Un perro me sigue

Al mirar la tarde comprendí que no llegaría al entronque con la luz del día. El último paciente que visitaría moraba … Más