2284747908_4cf21dae19No conoció  la gracia de danzar con el viento.  Jamás vibró con  el solo de la flauta,  ni se detuvo  a contemplar  el sabor de la luna. Yace virgen, envuelta en una sábana que tiene más vida que ella en vida.

Anuncios